miércoles, 3 de febrero de 2016

Slow Blogging

Hoy no vengo a reseñar ningún libro ni a criticar ninguna película, solo a hablaros de una idea o forma de pensar que he visto hace unos días con la que, la verdad, me he sentido bastante identificado: el Slow Blogging, un término que nació en blogs destinados a los viajes, pero que con el tiempo ha ido extendiéndose a otros blogs más convencionales.
En realidad el nombre me da un poco igual (es el que alguien decidió ponerle y ya está), es la filosofía la que comparto.


En este corto pero enriquecedor periodo como bloguero (algo más de año y medio), he visto un poco de todo. Veo blogs muy activos y prolíficos, con sus entradas programadas con antelación, y otros más... digamos "casuales", publicando de tiempo en tiempo, cuando mejor les parece. Y tiene que haber de todo, lo bonito es la diversidad, pero siempre y cuando esta dedicación al blog sea un agradable pasatiempo y no una exigencia o carrera de fondo, cuando considero que la esperanza de vida del blog puede empezar a correr peligro.
He visto a compañer@s blogger tirar la toalla y abandonar sus blogs de forma indefinida (sitios que realmente apreciaba y una vez por semana me apetecía pasarme a mirar), supongo que en algún momento la vida real, las obligaciones, otras prioridades o, a veces incluso, la desmotivación, el haber perdido las ganas... nos pasan factura, llegando a eso tan triste del "Fue bonito mientras duró". Todos tenemos nuestras fases.
Por eso creo que es importante el cómo queremos regir nuestro blog y nuestro tiempo.

Lo que me gusta de este movimiento o forma de vida bloguera, por llamarlo de alguna forma, es que es muy libre y cada cual puede hacer su propio manifiesto. Yo voy a copiar el que Tomás Rivera, del blog KindleGarten, hizo en su momento (podéis entrar aquí si queréis enteraros con más detalle del asunto, él lo explica muy bien), que para el caso coincide bastante con mi forma de pensar:

1- Escribo para las personas, no para Google.

2- No tengo calendario ni reglas de publicación, mi blog no es un trabajo.

3- Las cifras no me interesan.

4- No necesito escribir sobre la actualidad ni opinar con inmediatez.

5- Mi blog no me resta tiempo de mi vida.


Al principio no lo entendí cuando vi el rótulo "Soy un bloguero lento"; ahora me doy cuenta de que es indistinto a la actividad que tengas, puedes hacerlo como desees mientras no se convierta en una obligación.


La mentalidad es importante a la hora de llevar un blog, es decir, uno puede publicar 5 entradas por semana o 1 en meses, pero sin agobios ni imponiéndonos metas que a la larga puedan frustrarnos.
De momento a Moniki y a mí no nos ha pasado lo de desilusionarnos o llegar a plantearnos el abandonar este rincón (crucemos los dedos), y como no deseo que algún día tengamos una de esas crisis blogueras, he creado mi propio logotipo (como veis el movimiento es tan libre que por tener no tiene ni logo propio), que irá a partir de ahora a mi barra lateral derecha, para recordarme cómo han de tomarse las cosas y no caer en la tentación de tirar la toalla.



Sois libres de llevároslo a vuestros blogs si os gusta o compartís esta mentalidad.
Feliz semana familia, gracias por estar siempre ahí!!



62 comentarios:

  1. Estoy completamente de acuerdo con tu mentalidad. El punto 5 es el que peor llevo, porque quiera o no, los blogs sí me restan tiempo, aunque no los considero un trabajo; quizá sea una contradicción, pero es así, por eso a veces desconecto, me tomo un respiro. Es posible que mi tiempo por la blogosfera esté agotado o agotándose, a pesar de todo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, el punto 5 es un tanto peliagudo, porque lo quieras o no resta tiempo, no seamos hipócritas, jajaja, pero (de momento) no es algo forzoso y sí más bien algo distraído.
      Tenía un amigo que solía decir: "Hasta para perder el tiempo hay que tener estilo", o algo parecido.

      No hay nada agotado, Nena, mejor tener esa ventana abierta, para cuando quieras asomarte, que cerrarla para siempre como ya he visto con otros blogs muy queridos.
      Un beso ;)

      Eliminar
  2. ¡Hola, guapo! Me ha encantado la entrada y la gran alabanza de la lentitud como filosofía de vida en esta actualidad que vivimos llena de estrés y competitividad. Yo mi blog,la verdad,me lo tomo con calma, pues es un mero complemento de mi vida como escritora y lectora. Gracias por la entrada. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú lo has dicho, un complemento que se supone debería aportar evasión a la hora de desconectar de este mundo regido por el estrés y las prisas.

      Un beso ;)

      Eliminar
  3. Muy buena entrada! Y con la que estoy de acuerdo por completo. El blog siempre tenemos que disfrutarlo y no convertirlo en una obligación.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú bien lo sabes, Margari, que has estado hasta hace poco liada con oposiciones y buscando tiempo de donde no hay para leer un rato.

      Un beso ;)

      Eliminar
  4. Estoy totalmente de acuerdo con lo que dices. Para mí el blog es un hobby, una distracción más, pero está lejos de ser una obligación. Publico cuando puedo, y cuando tengo algo que contar. Y lo que más tiempo me quita no es escribir las entradas, sino visitar otros blogs, y contestar comentarios, pero es algo que hago con mucho gusto, porque valoro un montón a cada persona que dedica una parte de su tiempo a leer lo que escribo, y dejarme un comentario :)

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suscribo cada palabra que has escrito, Mary, creo que has resumido a la perfección lo que es el mundillo blogger (o lo que debería ser, más bien).

      Un beso ;)

      Eliminar
  5. Pues eso, a tu ritmo y a tu manera. No hay nada peor que hacer algo como obligación, se le acaba cogiendo una tirria...
    Por aquí nos vemos, caracolillo :-)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que sí, vecina, y nos sigamos viendo por aquí muuuuchos años más.

      Un beso ;)

      Eliminar
  6. Totalmente identificado, vivan los caracoles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y los conejos!!... (Me temo que esta vez solo tú entenderás el guiño).

      Un abrazo ;)

      Eliminar
  7. En esto del blog no hay que imponerse metas ni tomarlo tan en serio como un trabajo. Para mi es una manera de desconectar un rato de todo y opinar sobre lo que voy leyendo.
    Por cierto, me encantan los caracoles.....en salsa :D
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, entonces como a Moniki. A mí me gustan, pero no para comerlos (qué asco, pero si son bichos gelatinosos que se arrastran por el fango).

      Un beso Marina ;)

      Eliminar
  8. ¡Fantástica iniciativa! :)
    No nos damos cuenta pero el tiempo que pasamos online es tiempo que le restamos a la vida real. Hay que desconectar más ;)
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, es una bonita forma de perder el tiempo... Siempre que como dices también se desconecte, claro.

      Un beso ;)

      Eliminar
  9. Uy qué interesante porque es algo que ocurre mucho! yo publico muy asiduamente ero las épocas en las que no he podido, simplemente he bajado el ritmo que es mejor que cerrarlo
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, esa es la actitud. Nada salvo la muerte es definitivo, así que, ¿por qué cerrar para siempre algo que tantas horas de disfrute y buen rollo te ha reportado? Al menos así lo veo yo, no sé.

      Un beso ;)

      Eliminar
  10. Fabulosa filosofía de blog... me encanta esta forma de llevar el blog y la propia vida aunque no siempre resulte nada fácil¡¡ un abrazo¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, Francis, puestos a analizarlo, también es aplicable a la vida o a lo que sea. Aunque como dices a veces sea difícil de conseguir.

      Un abrazo ;)

      Eliminar
  11. Yo ahora, como podrás comprobar, voy muy lenta con las lecturas y no actualizo el blog con frecuencia, pero aún así ahí estoy, a mi ritmo. Sin pausa, pero sin prisa jjaj. Beso.s

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo sé, y te pasas cuando mejor te parece o te dejan las obligaciones. No hay que perder nunca la ilusión por las pequeñas cosas porque son la sal de la vida.

      Un beso ;)

      Eliminar
  12. Opino lo mismo. No tengo ningún número de entradas que escribir al mes ni nada por el estilo, voy a mi ritmo. He estado meses sin publicar por tema de estudios y demás, y luego he vuelto como si nada. La verdad es que soy más de leer otros blogs que de ocuparme del mío. Escribo cuando me apetece, sin presión. No creo que me de un día por cerrar el blog, si no quiero publicar más, no lo hago hasta que me vuelva a apetecer, y así. ;D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, tú eres un buen ejemplo de ello, Bea, las cosas vienen cuando vienen y no podemos forzarlas. Esa es la actitud.

      Un beso ;)

      Eliminar
  13. Estoy de acuerdo contigo, me ha gustado , es interesante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro. Sí, es algo digno de considerar unos minutos.

      Un beso Cris ;)

      Eliminar
  14. Hola :)
    Comparto totalmente todo lo reflejado en la entrada. Cada uno a su ritmo. En mi caso, me gusta tener mis días fijos para publicar ciertas entradas (porque soy así, me gusta tener eso controlado) pero si por X razones esas entradas no se puede publicar, se hará más tarde. Nadie nos obliga a seguir un ritmo. Otra cosa es lo que cada uno quiera hacer. A muchos les pasa que esto pasa de ser un hobby a una obligación y es una pena. De momento no me ha pasado y espero que siga así.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pasa igual que a ti (nos pasa), me gusta publicar mis entradas en días concretos (siempre es bueno tener cierto control), de momento ha sido así, aunque a veces por lo que sea no se puede y sale más tarde, no pasa nada.
      En fin, que el compartir sea siempre algo buscado y no autoimpuesto.

      Un beso Anka ;)

      Eliminar
  15. ¡Hola!
    Estoy totalmente de acuerdo. Abrí mi blog hace ya un tiempo (juraría que hace dos años, pero no estoy totalmente convencida) y me forcé a hacerlo lo mejor posible hasta el punto de terminar cerrándolo porque estaba saturada, dejaba de leer por placer y lo hacía por presión, por el blog. Ahora lo he reabierto y me lo tomo a mi ritmo, si un mes subo mucho, bien y si otro no, también. ¡Nada de presiones innecesarias! Suficiente agobiante es la vida ya...
    ¡Me ha gustado mucho la entrada! Gracias por haberte pasado por mi blog. ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Afortunadamente, una historia con final feliz. Me alegro que al final encontraras tu propio ritmo, en realidad es lo más saludable.

      Un beso Nym ;)

      Eliminar
  16. Hola Ray me parece una actitud de lo más sana, tranquila y sin obligaciones, cada cual a su ritmo y sin imponerse nada simplemente disfrutar de la lectura e intercambiar opiniones y todo lo demás que llegue será un añadido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues eso, cada uno como más feliz sea.
      Gracias por pasarte.

      Un beso Lecturina ;)

      Eliminar
  17. Me encanta!, y yo añadiría alguna otra cosa más:

    - Me encanta saber tu opinión pero no te sientas obligado a dejarme una solo para que yo visite tu blog. Si tu rincón me gusta seguiré leyéndote y comentando igualmente aunque tú no lo hagas.

    A lo mejor es un poco largo... :)

    Saludos!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, muy acertado también ese otro punto. Es un poco la hipocresía o doble moral de Blogger. Es cierto que quita tiempo, pero de momento el pasarme por los distintos blogs (por lo menos en mi caso, no sé en el de otros) es algo que hago gustoso porque me interesa lo que cada cual viene a contar.

      Puedes quedarte entre nosotros si te apetece, me encantará conocer más impresiones tuyas.
      Un beso Eme ;)

      Eliminar
  18. Hola. La verdad es que a mi lo que me pasa es que tengo muchos libros para reseñar pendientes, hay muchos libros que me llaman mucho la atención y me gusta leer a mi ritmo, así que estoy un poco liada con esto de que quiero darle la atención a escritores y editoriales, además de haber pasado desde que empezó el año con un pequeño bloqueo lector, creo que por esto mismo, pero yo mi blog voy a mi ritmo, y hasta ahora para nada me he planteado el cerrar y dejarlo, lo adoro y es un sueño de haces años tenerlo.
    Muchos besos, nos leemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es básicamente la manera de pensar que tengo. Siempre intento darle prioridad a la lectura de un autor que por los motivos que sean espera con ilusión mis impresiones, pero más allá de esto trato de ir a mi ritmo sin imponerme marcas que batir al año. Tanto es así, que este año a diferencia del anterior ni siquiera nos hemos apuntado a ningún reto.

      Un beso Rubí ;)

      Eliminar
  19. ¡Holaaa!
    Me parece un movimiento ideal para mí, la verdad.
    Además, justo ahora no estoy pasando por las mejores condiciones para continuar con regularidad con mi blog. A saber si te acuerdas de mí jajaja
    En serio, me agobia pensar que tengo que escribir entradas para todas las semanas y llevarlo tan al día porque no me da tiempo, ya que tengo otras mil cosas (como todo el mundo, claro). Ahora mismo, lo único que intento llevar más o menos al día es lo del Proyecto Potter aunque cuesta.
    En fin, que me enrollo mucho, ya ves si se nota que llevaba tiempo sin pasarme por aquí XD
    PD. Cruzaré los dedos para que no se cierre este sitio ;-)
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Bromeas? Rara vez olvido a alguien, sobre todo si ese alguien reseñó en el pasado mi libro.
      Pues sí, es un movimiento también ideal para ti, de algún modo te ayuda a destensar, a pensar que hay que darle la importancia justa a las cosas, ni más ni menos.

      Un beso Rachel, se te echa de menos ;)

      Eliminar
  20. Me encanta este movimiento,con tu permiso te copió la idea de la imagen ^^ .
    Te sigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida Ann, me alegro que te gustase la idea.

      Un beso guapa ;)

      Eliminar
  21. ¡Hola!
    Me encanta este Post, tienes toda la razón. Yo mi blog no me lo tomo como algo obligatorio, claro está tengo mi responsabilidad sobe él, pero para mí no es un trabajo. Ahora mismo estoy publicando día si día no, porque tengo tiempo de sobra y porque tengo ganas. Iré a mi ritmo según las circunstancias de mi vida :)
    Un besito!
    Nos leemos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, esa es la idea, más o menos entradas pero siempre en función de las circunstancias, nunca imponiéndonos el mismo ritmo de publicación como algo sistemático si a lo mejor en el futuro nos apetece cambiar por lo que sea.

      Un beso ;)

      Eliminar
  22. Yo de momento tampoco he tenido crisis de esas, y tocaré madera jejeje También es verdad que al no trabajar, el blog me ha ayudado a pasar el tiempo ocupada y eso, se agradece. Si en algún momento encuentro un trabajo estable y me queda menos tiempo para el blog, veremos a ver que pasa...
    Pero si, lo importante es publicar para uno mismo. Claro que ver los comentarios y el número de seguidores emociona y alegra, pero quien quiera leerte te leerá, y quien no... Pues no jajaja
    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Montse, ahora te pide el cuerpo este ritmo de publicación, lo cual no quita para que en el futuro, si te ves en otras circunstancias, te apetezca cambiarlo, sin agobios ni ataduras a ti misma.

      Me alegra verte de nuevo por aquí, un beso ;)

      Eliminar
  23. Esto me define tan bien que estoy a punto de levantarme y aplaudir. Hay veces en las que he estado a punto de sentirme muy abrumada por mi "compromiso" con el blog. Cuando eso ocurría, siempre terminaba pensando lo mismo "¿de verdad lo creé para eso?". Para mí mi blog es mi espacio, donde comparto las ideas que tengo sobre literatura (que son algunas) y aquellos otros detalles que me gustaría que la gente conociera. Quien me quiera leer, estupendo. Quien no, pues él se lo pierde.
    Ahora mismo, que afortunadamente estoy trabajando, mi tiempo para leer/reseñar ha disminuido sustancialmente. Pero bueno, aquí sigo, intentándolo. Y supongo que eso es lo que cuenta =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que hayamos conectado tanto con la forma de pensar, porque es justo así como Moniki y yo enfocamos la manera de llevar el blog.
      Has nombrado los dos pilares, para mí más importantes, sobre los que se sustenta esta idea:
      -Por un lado el tema de los seguidores (quien quiere leernos genial, se agradece, quien no pues no pasa nada. La finalidad es compartir impresiones, no amasar ingentes legiones de seguidores).
      -Por el otro el ritmo (del que ya he hablado de sobra, pero que es vital tenerlo claro para estar bien con nosotros mismos).

      Un beso guapa ;)

      Eliminar
  24. Vaya... Me he quedado patidifusa al leer esta entrada. Me ha gustado mucho y parece que me llega en el mejor momento. Estoy totalmente de acuerdo con todo lo que en ella dices, punto por punto. Tener un blog no es una carrera de obstáculos ¿verdad? No es que publique mucho, tan solo una vez por semana, pero a veces se me hace un poco cuesta arriba por la falta de tiempo y por la gran cantidad de temas que me gustaría desarrollar. Te prometo que voy a reflexionar muy mucho sobre este tema. Me has ayudado un montón ¡que lo sepas! Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabes lo que me alegra leer esto y saber que te ha servido de algo.
      También nosotros publicamos una entrada por semana, dos a lo sumo, pero incluso si llegado el caso no pudiéramos por lo que sea, trataría de recordarme la filosofía del caracolillo que ahora se ha instalado entre las paredes de esta casa, jajaja.
      Dices que te llega en el mejor momento... Bueno, si te soy sincero veo últimamente más blogs que nunca planteándose su continuidad por problemas personales varios, así que por mi parte que no quede. Si esta entrada sirve para motivar al personal, aquí mi granito de arena.

      Un beso vecina ;)

      Eliminar
  25. Buenaas! pues la verdad es que yo últimamente también lo sería ^^
    <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es difícil a veces compaginar obligaciones con aficiones. Pero bueno, hay que aprender a tomarse las cosas con cierta filosofía.

      Un beso ;)

      Eliminar
  26. (¿Tú sabes cuando llevas un párrafo enorme escrito y se te borra? Pues eso, ahora seguro que me sale algo todo pachucho, pero bueno.)
    Leí tu entrada cuando me pusiste el enlace y me gustó mucho lo que comentas. Creo que es realmente importante tener en mente que el blog es solo una parte de nuestra vida y no agobiarnos con él.
    Cuando comencé con el mío, lo hice para mí misma. Ni siquiera le puse gadget de seguidores, lo hice cuando una persona me lo pidió porque le interesaba leerme y le era más fácil seguirme de esa manera. Luego llegó lo demás, empecé a conocer más gente, a compartir opiniones. Hice algunas amistades, de las que, después de 5 años, como te puedes imaginar, muchas han desaparecido sin dejar rastro y otras que siguen ahí, como tú :).
    No te voy a negar que ha habido momentos en los que el blog ha llegado a saturarme, pero han sido momentos puntuales y el problema no ha salido de mí, sino de terceras personas. Solo cuando me ha faltado la salud no he podido llevar el ritmo que hubiera querido con el blog, pero no por dejar de leer o reseñar, sino por no poder ponerme delante de una pantalla a publicar las entradas.
    En realidad, no me considero una bloguera especialmente lenta, aunque he tenido más actividad en el pasado, pero sí intento gestionar mi tiempo de la mejor manera. Para mí, el blog es una gran parte de mi vida porque me aporta bastante a nivel personal, por eso, lo considero una de mis prioridades.
    Pero es eso, no quemarse. Ha habido muy buenos blogs que han desaparecido de un día para otro y ya nunca más se supo, lo que es una pena.
    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María!! Pues sí, da mucho coraje cuando se nos borra un párrafo enorme así por las buenas, no sé por qué pasará.
      Bueno, todos tenemos altibajos, esas épocas en las que el blog (ese rinconcito en el que disfrutamos compartiendo cosas) parece un lugar árido, polvoriento y sin vida, esos días, o meses, en los que nos vemos obligados a dejarlo por asuntos propios.
      Sin embargo, yo siempre prefiero un "Hasta luego" que un "Hasta siempre", es lo que me gustaría que cada cual entendiera. He visto cerrar de forma definitiva blogs que me gustaban mucho o cuy@s jef@s del cortijo me caían superbién.

      Un beso ;)

      Eliminar
  27. Buenísimo. Yo la verdad es que hay épocas en que publico más y otras menos, todo depende del tiempo que tenga. No quiero agobiarme, quiero continuar con el blog y sé que habrá momentos en que me sera muy difícil mantener el ritmo asi que, sin agobios.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece genial, lo más saludable, pensamos igual en lo que al blog respecta.

      Un beso Alicia ;)

      Eliminar
  28. Hola Ray, me ha encantado el post y la filosofía del slow blogging, de hecho estoy muy de acuerdo y la aplico bastante. Escribo en la plataforma de wordpress y he creado 2 blogs. Desde luego no hay que agobiarse ni sentir ningún tipo de obligación o plazos de tiempo, esto no es un trabajo sino una afición que debería entretenernos. A pesar de todo, sí que me agobio algo y además te quita tiempo escribir. Pero lo bueno es que uno puede tomarse descansos y publicar cada x días, cuando le apetezca. Te copio el dibujito del caracol, me ha gustado, y puedes visitarme si gustas (ahora he creado un blog de críticas de canciones, casi escribo a diario. Pese a la ilusión, te roba tiempo, por lo menos si introduces datos que debes verificar o buscar fotos por ahí, cosas de este tipo). Ciao.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo encantado de que te lleves de paseo al caracolillo, jajaja.
      Sí, inevitablemente nos quita tiempo, eso es así, pero bueno, mientras sea algo llevadero y no se convierta en algo fastidioso...

      Un gusto conocerte, pásate cuando quieras.
      Un abrazo ;)

      Eliminar
  29. Hola! Me ha encantado ver esta opinión. Yo tengo un blog de literatura, dónde hago críticas de libros. Algunas veces pasa que tengo la sensación de que no me va a dar tiempo a acabar los libros o a hacer las reseñas que me han pedido. Pero siempre hay que tomárselo con calma y recordar que lo que hacemos lo hacemos porque queremos.

    Un beso y me quedo por aquí.

    Un beso desde atravesdunlibro.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida, Anaramitra.
      Exacto, mejor no puede explicarse. Como siempre, el truco está en disfrutar de lo que hacemos.

      Un beso ;)

      Eliminar
  30. Muy buena la idea, incluso aunque ustedes sean dos no es fácil mantener un blog con muchas publicaciones cuando hay obligaciones y períodos de mucha actividad en otros ámbitos. No lo había pensado hasta ahora, pero creo que también debería sumarme a este pensamiento. No hace mucho he pasado por una crisis bloguera y estuve a punto de tirar la toalla. Voy a relajarme, y me llevo el logo para enlazarlo a esta entrada hasta que haga la mía (perezosa hasta el final xD). Con permisito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantado de que te lleves este caracolillo de paseo. Me alegro haberte disipado dudas, tirar la toalla nunca. Mejor hacer descansos pero regresar con más fuerza.

      Un beso Cyn ;)

      Eliminar
  31. ¡Hola! He llegado de casualidad a vuestro blog (mentira, gracias a Cyn xD) y me he encontrado con una entrada con la que comparto todo, prácticamente. Últimamente estoy atravesando por una época en la que publico solo lo que puedo, pero no por ello me encuentro desanimada, sino con más ganas que nunca de seguir y de poder volver a publicar lo de antes. En mi blog tengo mi propio calendario de publicaciones y por eso si en algún momento se me escapa la oportunidad de publicar una entrada, la dejo para la siguiente semana. Sin agobios. Sin estrés.

    En fin, me quedaré por el blog porque me gusta tu forma de pensar ^^

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es la actitud, R. Crespo, veo que compartimos la misma filosofía.
      Bienvenida, estás en tu casa.

      Un beso ;)

      Eliminar